Florencia Gratis. 6 planes para disfrutar de la ciudad.

El castillo de la Marquesa Roja.
septiembre 23, 2017
El viaje del unicornio.
octubre 3, 2017
 

Florencia es de esos lugares que hay que visitar, al menos, una vez en la vida. En mi caso, volvía por tercera vez, quince años después de haberla conocido durante mi interrail por Italia. Para muchos la ciudad más bonita del mundo, es una impresionante ciudad-museo en la que Stendhal se desmayó ante tanta belleza.

Capital del país durante 6 años (antes que la actual Roma) es la cuna del Renacimento y de artistas como Dante o Brunelleschi. Aquí vivieron, trabajaron y dejaron sus obras Miguel Ángel Bunonarroti, Leonardo da Vinci o Donatello, bajo la atenta mirada de la familia Médici. Ésta poderosa estirpe de banqueros y comerciantes hicieron de Florencia una ciudad en la que se valoraba y apreciaba el arte en todas sus manifestaciones. Su centro histórico declarado Patrimonio de la Humanidad en 1982 es un paraíso de iglesias, plazas, museos, palacios y edificios que invitan a soñar y que harán que siempre descubras algo nuevo.

 

La mayoría de las visitas imprescindibles de Florencia son de pago y es necesario reservar previamente si quieres evitar pasarte horas haciendo cola. En éste viaje y aprovechando el buen tiempo decidimos montarnos una ruta de planes gratis para (re)conocer la ciudad. Recién llegados de una semana de relax por Francia y un macro festival, y habiendo ya visitado los imprescindibles en anteriores viajes, no nos apetecían aglomeraciones y esperas así que callejeamos durante dos días descubriendo la capital de la Toscana.

A pie siempre y sin abrir la cartera hoy nos vamos a Florencia con ideas para todos los gustos. No olvides al final del post dejarnos tus recomendaciones para añadir a nuestra lista.

 

La Catedral de las catedrales.

Santa María dei Fiori es una visita imprescindible si vas a Florencia. Su construcción duró más de 70 años y es uno de los templos cristianos más grandes del mundo. Una obra de arte desde cualquier ángulo.Hoy os propongo quedarnos fuera y apreciar su exterior, algo gratis pero con peligro ya que tendrás que evitar mil palos selfie y posados de los miles de turistas que se congregan en la plaza.

La fachada fue lo último en construirse, a diferencia de cómo se solía hacer entonces, se terminó en1887 por lo que en un principio estuvo sin decoración. La Virgen, situada debajo del rosetón, es la protagonista y aparece rodeada por los doce apóstoles. Mármol rojo, verde y blanco se mezclan en un conjunto neogótico que fue la mejor carta de presentación en forma de poder y riqueza que tuvo la ciudad durante siglos.

Otros atractivos exteriores del Duomo son el campanario de Giotto (independiente y con más de 80 metros de alto) y el baptisterio, donde fue bautizado Dante, con las impresionantes Puertas del Paraíso de Ghiberti que relatan escenas de la biblia.

 

Un David con vistas.

La obra original de Miguel Ángel está en la Galleria della Accademia, pero nuestro David gratuito nos espera en lo alto de la colina, exactamente en Piazzale Michelangelo. La famosa escultura es una réplica en bronce y para subirla fueron necesarios casi veinte bueyes, convirtiéndose en el centro de esta plaza dedicada al artista Buonarroti.

La plaza se construyó durante las mejoras en la zona izquierda del río y está considerada como el mejor mirador de Florencia. Puede subirse a pie aunque también hay un par de autobuses (el 12 y 13) que os ahorrarán la caminata cuesta arriba. Es un lugar perfecto para ver el atardecer. La cúpula del Duomo, los puentes sobre el río Arno, la torre de Arnolfo o la gótica Santa Croce dibujan la silueta de una imagen de postal de esas que no se olvidan.

Descubrir su arte callejero.

No podía faltar en una ciudad museo una sala dedicada al artstreet o arte urbano. Resultó súper divertido ir descubriendo la obra de Clet, el pintor y escultor francés que decora con pegatinas las señales de tráfico. Eso sí, respetando su visibilidad y simplemente dándoles un toque de ironía y humor en un mundo demasiado condicionado por reglas y normas.

Además de en Italia y Francia, puede verse sus obras en Valencia, Barcelona o Londres. En Florencia tiene su estudio en el barrio de San Niccolò que deja por la noche para, a cara descubierta y aceptando multas de 400 euros, sigue llenando la ciudad de curiosas imágenes.

La obra de Blug la había visto en redes sociales, donde su obra "L'arte sa nuotare" (El arte sabe nadar) es más que admirada. La desconocida identidad del artista, del que no se conoce nada salvo que es florentino, hace que encontrar sus pinturas sea como descubrir un tesoro. Personajes de la historia e iconos de los últimos tiempos comparten fondo azul y gafas de bucear, quizá en referencia a las continuas inundaciones sufridas en Florencia por el río Arno o por esa sensación de "vivir con el agua al cuello".

Su intención es "bajar el arte unos escalones" para que todos puedan disfrutarlo, sin estropear las fachadas, los contadores plásticos de la luz suelen ser sus objetivos principales. En Italia su primera obra tuvo como protagonista a la Gioconda pero ha contado que se inspiró en Cadaqués, pasaba allí unos días y Dalí fue su primer buceador.

 

Esculturas al aire libre.

Encontrarás maravillas por toda la ciudad pero en la céntrica Piazza della Signoria (Plaza de la Señoría) hay ejemplos que no debes perderte. Como la espectacular fuente de Neptuno, que mostraba el poderío de Florencia en el mar en el siglo XVI. Fue construída con motivo de la boda de Francisco I de Médici y Juana de Austria, el dios del mar está hecho en mármol de Carrara y su cara es la de Cosme I de Médici, creador de la galería Uffizi.

La entrada del Palazzo Vechio, actual ayuntamiento, está custodiada por otra réplica del David de Miguel Ángel. Justo enfrente la Loggia della Signoria alberga un conjunto de esculturas entre las que destaca mi favorita, Perseo con la cabeza de Medusa, de Cellini. En este espacio cubierto trabajaban los artistas siendo una exposición permanente de nuevas obras en la época de los Médici, una agradable galería de arte al aire libre.

 

Visitar un templo ruso.

Además de Santa Maria dei Fiori o Santa Maria Novella, hay en Florencia templos dedicados a otras religiones. Un precioso ejemplo es el templo ortodoxo dedicado a la Natividad de Cristo y San Nicolás. Marcado en mi mapa de papel desde 2002, esta vez nos acercarmos rodeando la fortaleza de Basso, a una zona nada turística donde se construyó a principios del siglo XX. Hasta entonces se reunían en capillas privadas de los rusos ilustres de la comunidad y fue el primer templo ortodoxo construído en Italia.

Su estilo contrasta con las edificaciones del resto de la ciudad, ornamentadas cruces doradas, cúpulas con forma de cebolla y colores vivos tanto en el exterior como dentro del templo. La entrada de madera está inspirada en las puertas de Ghiberti y su creador, Barbetti, fue premiado por su gran trabajo artesanal. Los mosaicos y frescos del interior (no está permitido hacer fotos) hacen que por unos momentos puedas sentirte en Moscú.

 

Cruzar el puente de piedra más viejo de Europa.

El Ponte Vecchio es otro de los símbolos de la ciudad, lleno de pequeñas joyerías y negocios de comerciantes de oro desde el siglo XVI. Antes eran los carniceros quiénes ocupaban uno de los puentes más famosos del mundo pero no daban muy buena imagen y le restaban prestigio, por lo que Cósimo de Médici prohibió su actividad.

Construído y reconstruído en sucesivas ocasiones por las inundaciones del Arno, fue el único que no destruyeron las tropas alemanas al dejar el país, se dice que por orden expresa de Hitler. Se convirtió así en el puente de piedra más antiguo del continente, en pie desde 1345, característico por sus casas colgantes en tonos amarillos y por su cubierta. El Corredor Vasariano comunicaba el palacio Pitti con el Vecchio, residencias de los Médici, y evitaba que la noble familia tuviese que mezclarse con el resto de la población cuando querían pasear.

En el puente encontramos también una escultura rinde homenaje a Benvenuto Cellini, el escultor de mi querido Perseo, que aguanta estoicamente las infinitas fotos. Como recomendación, ver la belleza del conjunto desde el puente de Santa Trinitá.

 

Como ves no siempre es caro viajar y en cualquier lugar del mundo hay un montón de planes gratis que te esperan. Si conoces alguno más para disfrutar de la bella Florencia, ¡ no olvides dejarme tu comentario!.

9 Comments

  1. GranPumuki dice:

    Gracias Maruxaina!!!, justamente tengo planeado volver a Florencia a primero del próximo año. Tomo buena nota.

    Gracias
    GranPumuki

  2. Las grandes ciudades suelen ser caras pero también suelen presentar un buen número de posibiidades para disfrutar de algunos de sus tesores de forma gratuita. ÇPor ejemplo, este templo ruso que no he conocido en ninguna de las 2 veces que he visiado la ciudad y que me apunto para otra ocasión.

    • Maruxaina Bóveda dice:

      En mi caso ha sido a la 3ª visita cuando por fin ¡he conocido el templo ruso!. Como tu dices lo bueno de las ciudades grandes es la cantidad de opciones y planes que ofrecen. Saludos Jordi!

  3. No hemos estado en Florencia y eso que siempre hemos escuchado que es una maravilla pero si encima hay visitas tan interesantes sin gastar un euro… ¡mejor que mejor!

    Nos lo apuntamos todo para cuando nos animemos a visitar Florencia.

    ¡Saludos!

  4. alejandro dice:

    Excelente post. Me encantó la propuesta, las sugerencias . Mención especial al arte callejero!

  5. Pues tomo nota, tengo muchas ganas de conocer Florencia.

  6. Pues no conocía el Palacio Ruso y mira que he estado allí varias veces.

    Tendré que volver de nuevo.

    Saludos Viajeros

  7. viajando odv y rcl dice:

    Hola!!! Me encanta Florencia, cada rincón tiene una historia llena de magia y tu post es fantástico para cuando la cartera no esta para pagar una entrada en cada esquina jeje. El arte callejero me parece estupendo y el templo ortodoxo me llamo mucho la atención, no lo conozco y espero algún día volver para visitarlo. Creo que Florencia es uno de los lugares que siempre tendrá sitios para conocer y admirar sin importar cuantas veces lo hallas visitado. Saludos 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies