parallax background

Volubilis. El pasado romano en Marruecos.

Cómo organizar un viaje en 3 pasos.
marzo 28, 2018
Éfeso, el museo al aire libre de Turquia. (Turquia, día 6)
abril 11, 2018
 

Las tardes de lluvia son perfectas para ordenar y clasificar fotos y recuerdos. Ayer llamaba mi atención la carpeta de Volubilis. Una sorpresa romana en Marruecos que conocimos hace ya cinco años.

 
 

Tras viajar al país africano en diferentes épocas del año, en 2013 decidimos escapar de las navidades e irnos unos días a seguir conociendo el país. Una de las visitas previstas era conocer Volubilis, la ciudad romana mejor conservada de Marruecos.

La noche del 24 la pasamos en Mequinez o Meknès, una de las cuatro ciudades imperiales de Marruecos junto a Marrakech, Fez y Rabat. La elegimos como base para desde allí visitar lugares cercanos como Volubilis.

El traslado en autobus hasta la ciudad romana no era apto para delicados ni propensos al mareo. Una carretera llena de curvas y un paisaje montañoso que pudimos apreciar gracias a lo lento que iba el viejecito y caragado bus. El destino era Moulay Idris, el pueblo más cercano y lugar santo del país. Desde allí tendríamos que ir en taxi cuatro kilometros hasta Volubilis.

 
 

Declarada Patrimonio Mundial de la UNESCO en 1997, en Volubilis se aprecia perfectamente el trazado organizado de la ciudad. Un fiel reflejo del modus vivendi de los romanos: alrededor de la calle principal, Decumanus Máximos, las casas con patios centrales y el foro, donde se desarrollaba la vida pública.

Sinceramente hasta que no viajé a Marruecos no supe de la existencia de los romanos en África. Pero el imparable imperio estuvo varios siglos en tierras africanas, dejando la muestra de su poder en unas ruinas de dos mil años. Volubilis era un enclave estratégico, en la base de las montañas del Rif y con un terreno ideal para el cultivo de cereales y olivos, exportando a Roma grandes cantidades de aceite y trigo.


 
 

En estas tierras se hallaron restos del neolítico, fueron después habitadas por los cartagineses hasta la llegada de los romanos en el siglo I.D.C.
Los árabes tomaron la zona en el año 631, instalando una guarnición en Volubilis. Posteriormente al fundarse Fez, la ex ciudad romana pierde importancia, se convierte en cantera de las nuevas poblaciones cercanas y empieza su declive.

 

El terremoto de 1775, que destruyó Lisboa, se sintio también en Volubilis. Afortunadamente entonces la zona ya estaba practicamente despoblada. La ciudad fue identificada en el siglo XIX por un embajador francés, Charles Tissot, quien reconoció la antigua capital de Tingitana.

Las primeras excavaciones fueron modestas, para seguir desde 1915 bajo el mandato del Protectorado Francés en Marruecos. Eran empleados soldados alemanes prisioneros para los trabajos en la ciudad, pico y pala en un lugar de gran valor arqueológico. Importó poco (o nada) las construcciones anteriores o posteriores a las del Imperio Romano, respondiendo los trabajos más a intereses políticos que a la valiosa información que atesoraba Volubilis.


 

En la entrada a la ciudad se nos acercaron un par de hombres para ofrecerse como guías pero hicimos la visita solos. Y solos de verdad, porque no nos cruzamos con nadie. Tampoco había carteles indicativos o con información sobre las ruinas y todo parecía bastante abandonado.

Me sorprendieron los mosaicos, increíblemente bien conservados y que sirvieron para bautizar las casas que se fueron encontrando. Así pueden verse las Casas de Dionisio y Orfeo, con suelos cubiertos de pequeñas piedras con motivos geométricos, delfines y elementos de la mitología griega.

 

Destaca por su tamaño la Basílica, reconstruída en los años '60, era el lugar en el que se impartía justicia. Luego también usada como mercado, era el centro de la vida pública para los romanos. Otro de los ...es el Arco del Triunfo de Caracalla, en él terminaba la via principal de la ciudad.

Volubilis al principio no estaba amurallada. La muralla fue construída para defenderse de los ataques de Mauritania, fue hecha de forma rápida por lo que pueden apreciarse las proporciones irregulares en su recorrido. Contaba con ocho bastiones y ocho puertas, de las que sólo queda una, la Puerta de Tánger.



 

El mármol y otros elementos decorativos de Volubilis fueron empleados para decorar los edificios de Meknes. El segundo sultán alauita, Moulay Ismail, desmantelaría la ciudad romana para hacer de Mekinez la nueva capital en lugar de Fez.
Fue el monarca que más años reinó (1672-1727) y era conocido como el Sanguinario. Decoraba las calles con las cabezas de sus víctimas pero también le quedaba tiempo para la vida íntima. Moulay Ismail aparece en el libro Guinnes de los Récords como el hombre que más descendencia tuvo. Su fertilidad fue incluso objeto de estudio para calcular si era posible tener más de mil hijos durante sus 82 años de vida.

 

Tras dos horas entre piedras y ruínas decidimos abandonar Volubilis. El taxista nos esperaba charlando con otro conductor, acompañado de un mono pequeño. Cuando conseguimos que éste se soltase de la antena de nuestro coche partimos hacia Moulay Idriss.

Aprovecharíamos para conocer el pueblo en el que está enterrado Moulay Idrís II, rey de Marruecos, y presenciar cómo una vaca se escapaba en la plaza y se convertía en el espectáculo de la tarde. Como siempre en Marruecos, un día de lo más completo.

 
 
 

*Entrada de pago: 20 Dirhams.
*Horario: desde el amanecer hasta la puesta del sol.
*Cómo llegar desde Meknes en transporte público: la mejor opción es bus hasta Moulay Idris y desde allí contratar un taxi. Éste puede esperar durante la visita, acordar una hora y volver a Moulay o a Mekness (32 kilómetros).

16 Comments

  1. Hemos estado dos veces en Marruecos, pero aún nos queda almenos un tercer viaje para ver las ciudades imperiales y la parte romana que me he quedado maravillado de lo bien conservada que está! Los mosaicos estan increíbles.

    Un saludo,

    • Maruxaina Bóveda dice:

      Hola Aitor,
      Pues en la tercera visita si vais a Meknes no dejéis de conocer Volubilis. Es una visita de lo mas interesante.
      ¡Un abrazo!

  2. ¡Qué lindo post! La verdad desconocía este sitio y eso que he andado por Marruecos. ¡Increíbles los pisos de mosaicos! Increíble también que un lugar histórico de tal magnitud esté poco cuidado y sin ser bien aprovechado para un turismo responsable.

    • Maruxaina Bóveda dice:

      ¡Muchas gracias Ale!Es un lugar aún no demasiado conocido en el país, si tienes oportunidad no dejes de visitarlo. Espero que poquito a poco vayan mejorando y cuidando más semejante tesoro.

  3. Un lugar pasionante que visitamos hace ya un montón de años y, como en tu caso, casi en solitario. Que pena que tenga muy malas fotos. Si no subiría un post. Los mosaicos están muy chulos!

    • Maruxaina Bóveda dice:

      Parece mentira que los mosaicos tengan tantísimos años. Tienes que volver a Marruecos, aunque sólo sea para hacer fotos para ilustrar tus post 😉
      Un abrazo Jordi.

  4. Kris dice:

    Ay… me has vuelto a llevar a este magnífico lugar. Yo lo visité en primavera. Hacía calor, pero no sofocante. Y estaba lleno de cigueñas!!
    Un abrazote

  5. Desconocía totalmente este sitio, me ha gustado mucho. Tomo nota!

    • Maruxaina Bóveda dice:

      Gracias Belén. Si viajas a Marruecos es una buena visita para escapar de lo más típico y conocer un poco más su historia 🙂

  6. Mar Vara dice:

    Como ya te he dicho anteriormente, tengo muchísimas ganas de conocer Marruecos y siempre surge algo por lo que no puedo ir. Así que me apunto este lugar porque me recuerda mucho a la ciudad romana de Jerasa, en Jordania. Fue toda una sorpresa descubrirla, ya que no sabía de la existencia de una ciudad romana tan grande en un país como Jordania. Espero que pueda visitar pronto Volubilis y Marruecos.
    ¡Un abrazo!

    • Maruxaina Bóveda dice:

      Jordania es un sueño viajero Mar. Tomo nota de Jerasa porque espero ir algún día. Ya sabes que Marruecos te espera, y te llama a gritos jajaja, seguro que no tardas mucho en conocer el país. Volubilis merece mucho la pena y a ti que eres de piedras te gustaría 😉
      ¡Un beso!

  7. Cristina dice:

    Me encantan los mosaicos y sobre todo, verlos en el lugar para el que fueron creados como es en este caso. Además me parece muy curioso lo que dices de que erais los únicos visitantes del lugar, es una pena que muchas veces no se divulgue correctamente el patrimonio. Gracias por mostrarnos un lugar así de hermoso.

    Un abrazo.

    • Maruxaina Bóveda dice:

      Como seguro vuelves a Marruecos, ya sabes, una visita a Meknes y de paso Volubilis. Cuando lo visitamos, hace unos añitos ya, no creas que encontré demasiada información (en castellano) sobre el lugar. Ojalá lo cuiden porque es un tesoro.
      Un beso Cris.

  8. Qué interesante, estuvimos el año pasado visitando algunas ciudades de Marruecos, pero no habíamos oido hablar de Volubilis hasta ahora. Tendremos que volver para conocerla. Tiene una pinta increíble. Saludos.

  9. Hola guapa!

    Íbamos a haber ido a Meknes y Volubilis el año pasado cuando fuimos a Fez, pero una tormenta con inundaciones y todo…
    Así que para la próxima vez, porque volveremos!! Ya sabes que nos encanta Marruecos.

    Un besote

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies